Cómo el consumo de fibra puede ayudar a reducir el riesgo de cáncer de mama

El cáncer es una de las principales preocupaciones de salud a nivel mundial, y la evidencia científica sugiere que la dieta puede desempeñar un papel fundamental en su prevención. 

La relevancia y los beneficios del consumo de fibra para la salud humana parecen estar subestimados en Chile, dado que el 90% de la población no alcanza la cantidad recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), según revela el estudio reciente «Ingesta de fibra dietaria en Chile: a 13 años del último reporte nacional». Este estudio, liderado por Fabiola Fuentealba, académica de la Escuela de Nutrición y Dietética de la Universidad San Sebastián, junto con un equipo de investigadores de la misma institución, arroja luz sobre la situación actual del consumo de fibra en el país.

Estudio de la Universidad San Sebastián revela que los adultos residentes en Chile sólo ingieren 12,8 gramos al día de este nutriente, muy por debajo de los 25 g. que sugieren diversos organismos internacionales ¿Qué consecuencias tiene en el organismo?

El objetivo principal de la investigación fue brindar datos actualizados sobre la ingesta de fibra total en Chile, identificando también las principales fuentes alimentarias que contribuyen a este consumo y su relación con diversos factores sociodemográficos y del estado nutricional. Para lograrlo, se llevó a cabo una encuesta a nivel nacional entre diciembre de 2022 y mayo de 2023, con la participación de 1761 adultos mayores de 18 años. Estos resultados son especialmente significativos, dado que el último estudio sobre este tema se remontaba al año 2010.

La fibra dietaria es “un grupo de carbohidratos que escapa a la digestión del intestino delgado y pasa al intestino grueso, donde es fermentado en forma parcial o completa por la microbiota intestinal y se puede clasificar en fibra soluble e insoluble, de acuerdo con su capacidad para hidratarse en agua”, especifica la especialista. Entre otras cosas “regula los niveles de colesterol y disminuye los niveles de insulina y glucosa postprandial, lo que contribuye en un menor riesgo de diabetes, obesidad, algunos cánceres como colon, mamas y páncreas, además de enfermedades cardiovasculares”.

Si bien es cierto que no existe una dieta milagrosa que pueda garantizar la prevención total del cáncer, incorporar ciertos alimentos con propiedades específicas en nuestra alimentación diaria puede contribuir a reducir el riesgo de desarrollar esta enfermedad.

La relación entre la alimentación y la salud es un tema que ha cobrado cada vez más relevancia en los últimos años. Es bien sabido que lo que comemos puede afectar significativamente diversos aspectos de nuestro bienestar, incluido el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como las enfermedades cardíacas, la diabetes y, particularmente, el cáncer.

Beneficios de la fibra en la prevención del cáncer de mama

La fibra es un componente esencial en una dieta equilibrada y puede ofrecer una serie de beneficios para la salud, incluida la reducción del riesgo de desarrollar cáncer de mama. Los alimentos ricos en fibra, como frutas, verduras, legumbres y cereales integrales, no sólo son nutritivos, sino que también pueden ayudar a mantener un peso saludable y regular los niveles de glucosa en sangre y colesterol.

Además, la fibra puede influir en los niveles de hormonas en el cuerpo, como el estrógeno, cuyos niveles elevados se han asociado con un mayor riesgo de cáncer de mama. Al consumir una dieta rica en fibra, se pueden promover procesos biológicos que ayuden a prevenir la formación de células cancerosas en los tejidos mamarios. Por lo tanto, incorporar alimentos ricos en fibra en la dieta diaria puede ser una estrategia efectiva para reducir el riesgo de cáncer de mama y promover la salud en general.

Recomendación

Para reducir el riesgo de cáncer de mama, se recomienda incluir una variedad de alimentos ricos en fibra en la dieta diaria. Esto incluye frutas, verduras, legumbres, granos enteros y nueces. Además, es importante mantener un estilo de vida saludable que incluya ejercicio regular y evitar el consumo excesivo de alcohol y tabaco.

Artículo realizado por Ana Sofía Salguero.

Diseño realizado por Ana Sofía Salguero.

Referencias:

Cisneros, V. (2024). Alimentos anticancerígenos, una clave para evitar alarmante escenario previsto por la OMS en los próximos años. Infobae. https://www.infobae.com/mexico/2024/02/27/alimentos-anticancerigenos-una-clave-para-evitar-alarmante-escenario-previsto-por-la-oms-en-los-proximos-anos/

Universidad San Sebastián. (2023). 90% de la población consume la mitad de fibra. USS. https://www.uss.cl/noticias/poblacion-fibra/

WCRF International. (2022). Breast cancer – WCRF International. https://www.wcrf.org/dietandcancer/breast-cancer